Descripción semilla Ryegrass Anual:


Características Morfofisiología Ryegrass Anual:
Especie anual o bianual de raíz fibrosa poco profunda. Hojas con brillo intenso en el envés. Florece desde mediados de octubre a principios de noviembre.

Precipitaciones Rye grass Anual: Superiores a 700 mm anuales y con una adecuada distribución.

Suelos Ryegrass Anual: Prefiere los fértiles, profundos, neutros, francos o franco arcillosos.

Ciclo Ryegrass Anual: Otoño-inverno-primaveral, con una alta concentración a la salida del invierno y primavera.

Consociación Ryegrass Anual: Idealmente se usa puro como verdeo durante el invierno. Pero se puede asociar con trébol rojo o bien con cebadilla y trébol blanco.

Siembra: Sembrando temprano se logra la mayor acumulación de forraje. Se adapta a siembra directa lo que mejora las condiciones de piso iniciales.

Densidad Ryegrass Anual: 500 a 600 semillas/m2 equivalentes a 15 - 20 kg/ha de un material diploide o 20 a 25 de un tetraploide.

Fertilización Ryegrass Anual: Alta respuesta al agregado de fertilizante nitrogenado. Esto no sólo genera un incremento en la producción sino en un adelantamiento de la misma.

Pastoreo Ryegrass Anual: Soporta muy bien tanto el diente como el corte mecánico.

Manejo Ryegrass Anual: En siembras de fin de verano permite un pastoreo precoz (a los 60 días) que favorecerá el macollamiento. Se pueden lograr cortes cada 40 o 50 días en promedio, intervalo que se acortará en la primavera. Hacia el fin de ciclo suele destinarse para reservas.

Calidad del forraje Ryegrass Anual: Excelente calidad, palatabilidad y apetecibilidad. Los niveles de digestibilidad suelen rondar el 70 a 75 % a inicio del ciclo y llegar a 55 o 60 al final del mismo.

Plagas y enfermedades Ryegrass Anual: Sufre el ataque del pulgón verde, pero no tanto como otros verdeos u otras gramíneas perennes. Roya (Puccinia sspp) y mancha foliar (Dreschlera sspp) son las enfermedades de mayor incidencia e importancia por sus daños.

Cultivares Ryegrass Anual: En la especie, se hallan dos biotipos bien definidos por su ciclo. 

a) Italiano o multiflorum (bienales): Con requerimientos de frío para florecer (4-6 semanas con T < 10°C) como inducción primaria. Admiten siembras tardías ya que los macollos no inducidos vegetan hasta el próximo año. En general son menos exigentes en tipo de suelo y mantienen más la calidad en primavera.
b) Westerwoldicum o westerwolds (anuales): Florecen en respuesta temperaturas y fotoperíodos crecientes. Se logran altas acumulaciones de forraje en siembras tempranas. En siembras tardías es muy corto el aprovechamiento y decae rápidamente la producción y la calidad. Todos los macollos perecen completamente a fin de ciclos.

Ambos pueden presentar diversos niveles de ploidía:

1) Diploides (2n): Poseen mayor número de macollos por planta y hojas más finas. Son más versátiles en cuanto a clima, suelo y manejo. En general son mejores productores de semillas y más tolerantes al pisoteo y el pastoreo intenso. El peso de 1000 semillas aproximado es de 2 g.
2) Tetraploides (4n): Gran velocidad de implantación y tasa de aparición de hojas inicial. Poseen menor número de macollos, en plantas más grandes, erectas y de hojas más anchas. Poseen un elevado potencial productivo, mayor calidad y palatabilidad, que incrementan el consumo animal. Además tienen alta respuesta a la fertilización nitrogenada (Urea, UAN, Nitrato de amonio). En mezclas se complementan con tréboles dado su hábito de crecimiento. El peso de 1000 semillas aproximado es de 4 a 5 g.

Producción de forraje Ryegrass Anual:
Son normales los rendimientos de 5 a 7 tn MS/ha, pero en planteos de alta tecnología y en zonas adecuadas, se puede aspirar a rendimientos entre 9 a 11 tn MS/ha.