Semillas Gramíneas ...


Agropiro alargado (Thinopyrum ponticum o Elytrigia elongatum):

Gramínea perenne OIP, de raíces fibrosas y matas densas muy macolladoras. El agropiro resiste sequías prolongadas e inundaciones frecuentes, pero no altas temperaturas. Semilla muy difundida en zonas de suelos arcillosos alcalino sódicos bajos del este así como en arenosos de baja fertilidad del oeste bonaerense. 

Cebadilla criolla (Bromus catharticus / B. unioloides /B.willdenowii):

Gramínea nativa anual o bianual, OIP, cespitosa, de abundantes macollos y gran calidad forrajera, similar a la avena o incluso al raigrás. Bastante exigente en calidad de sitio, necesitando buenos niveles de fertilidad y humedad para prosperar. Puede tolerar sequías temporales no muy severas pero es intolerante a excesos hídricos.
Componente casi obligado de mezclas forrajeras polifíticas o bifíticas (especialmente con alfalfa o trébol rojo). Aunque existen productores que la conducen exitosamente en forma pura y como verdeo de invierno. 
La siembras de la cebadilla se realizan en otoño, a razón de 8 a 15 kg/ha en mezclas y de 20 a 30 kg/ha en forma pura

Festuca Alta (Festuca Arundinacea):

La festuca alta es la gramíneas perenne templada más adaptada a distintas condiciones de clima y suelo. En nuestro país se utiliza exitosamente como componente de pasturas en toda la pampa húmeda y gran parte de la región subhúmeda. Es utilizada en condiciones de clima y suelo más variados. Su resistencia a sequía, tolerancia a salinidad, alcalinidad y a cortos períodos de encharcamiento la hacen la forrajera de mayor adaptación a nuestros suelos. Además tolera calor y pastoreos intensivos.

Estas graminéas se utiliza en suelos fértiles, francos-arcillosos. Es de muy buena calidad forrajera de crecimiento lento inicial y de rápido rebrote. Gracias a su retención de semillas rinde de 1.5 a 2 veces más que otros cultivares y es más tolerante a suelos ácidos.

Falaris en una especie perenne formadora de matas densas muy macolladoras, de ciclo OIP con latencia estival muy marcada es poco tolerante a las altas temperaturas y sequías pero por el contrario soporta inundaciones temporales y excesos hídricos. La siembra es otoñal en todo el ecosistema templado húmedo y se realiza en densidades e/3 y 6 kg/ha, cuidando posteriormente la plántula del ataque del pulgón verde [...+INFORMACIÓN...]

Falaris Bulbosa Holdfast: Su origen es cruzamientos entre sirosa y sirolán. Mejora en su velocidad de implantación, gramínea con tolerancia a suelos ácidos.

Especie perenne OIP, cespitosa, muy macolladora.  Se cultiva en áreas templadas húmedas sin mayores limitantes tanto edáficas como climáticas, se  caracteriza por tolerar el sombreado. Forraje de muy alta palatabilidad, aceptablidad y gran valor nutritivo. Excelente compañera de leguminosas tipo alfalfa o trébol rojo, con buen aporte estival en veranos benignos. 

 

 

El ryegrass anual es una de las gramíneas ideales si lo que se desea es gran producción, de excelente calidad y sobretodo cuando el pasto comienza a escasear. Su característica principal es su alta adaptación a nuestros agrosistemas, naturalizándose y apareciendo como espontánea en la pampa húmeda.

Siembra: Si se hace en forma temprana (feb – mar) se implanta con relativa facilidad en forma rápida y vigorosa, permitiendo la máxima expresión del genotipo. Muy buen rebrote, resistente a roya de ciclo largo y alta calidad de forraje.Excelente producción de materia seca. [...+INFORMACIÓN...]

Rye grass Perenne (Lolium Perenne):

Especie perenne muy usada en nuestro país para consociar en pasturas de alta producción, calidad y palatabilidad. Muy bien adaptada al pastoreo directo y de fácil manejo. Veranos frescos y buena provisión de agua y nutrientes aseguran una alta productividad y persistencia.
Se recomienda su siembra temprana en densidades del orden de los 8 a 25 kg/ha en función de la participación en la mezcla. [...+INFORMACIÓN...]